martes, 16 de octubre de 2012

Sun Wukong ( Son Gokū )





Sun Wukong ( Son Gokū )

Sun Wukong, ( Son Gokū en japonés ) también conocido como el Rey Mono, es un personaje principal en el clásico épico relato chino " Viaje al Oeste " escrito por Wu Cheng'en ( 1500- 1582 ) En la novela, es un mono nacido de una piedra que adquiere poderes sobrenaturales a través de prácticas taoístas. Después de rebelarse contra el cielo y ser encarcelado bajo una montaña por el Buda, más tarde acompaña al monje Xuanzang también conocido como Sanzang o Tangseng en un viaje para recuperar los sutras budistas de la India.




Wu Cheng'en 1500 -1582

Uno de los más duraderos personajes literarios chinos, Sun Wukong tiene un fondo variado y una colorida historia cultural. Por ejemplo, Sun Wukong es considerado por algunos estudiosos estadounidenses, chinos e indios, de estar influenciado por la deidad hindú Hanuman del Ramayana y elementos del folclore chino.



Primera edición ilustrada

Sun Wukong posee una inmensa cantidad de fuerza; él es capaz de levantar su peso personal ( 8.100 kilogramos ) con facilidad. Él también es magníficamente rápido, capaz de atravesar ( 54.000 kilómetros ) de un solo salto. Sun conoce 72 transformaciones, que le permiten transformarse en diversos animales y objetos; tiene problemas, sin embargo, transformandose en otras personas, porque es incapaz de completar la transformación de su cola. Es un luchador experto, capaz de enfrentarse contra los mejores generales del cielo. Cada uno de sus vellos posee propiedades mágicas y son capaces de transformarse o bien en un clon del rey mono, o en armas, animales y otros objetos. También sabe hechizos que pueden comandar el viento, agua, conjurar círculos de protección contra los demonios y la congelación de los seres humanos, demonios y dioses por igual. A diferencia de la mayoría de los dioses, Sun Wukong ganó su inmortalidad combatiendo por por el Cielo y la Tierra.



Descubriendo la cueva

Sun Wukong nació de una piedra mítica formada a partir de las fuerzas primarias del caos, situado en la Montaña de las Flores y Frutas (guo hua shan). Después de unirse a un clan de monos, ganó su respeto por el descubrimiento de la Cueva de Cortina de Agua (shui lian dong) detrás de una gran cascada; donde el clan hizo su nuevo hogar. Los otros monos lo honró como su rey, y se llamó a sí mismo Měi Hóuwáng ( El apuesto Rey Mono ). No obstante, su mejor amigo ya viejo, una tarde se desplomo muerto en el risco de una montaña, pronto se dió cuenta que el también con el tiempo iba a morir, de que a pesar de su poder sobre los monos, era un simple  mortal. Decidido a encontrar la inmortalidad, viajó en una balsa a tierras civilizadas, donde se convirtió en el discípulo de un taoísta inmortal, que se asemeja y alude a Subodhi, el cual le enseñó el habla y las costumbres de los humanos.




Salvando a sus súbditos de la entrada en la cueva de demonios



Subodhi - ilustración tibetana - 1849/1917

Subodhi era inicialmente reacio a ilustrarlo porque no era humano; pero la insistencia del mono impresionó al patriarca. Fue de él que el mono recibió su nombre oficial Sun Wukong ( "Sun" implica su origen como mono y "Wukong" consciente del vacío). Pronto, su entusiasmo y su inteligencia le hizo uno de los discípulos preferidos del patriarca, cuya orientación y capacitación enseñó al mono ciertas artes mágicas. Adquirió los poderes de transformación conocido como las "72 transformaciones", supuestamente el más versátil y difícil conjunto de habilidades que le permite transformarse en toda forma posible de la existencia, incluyendo a personas y objetos. Él también aprendió acerca de viajar en las nubes, incluyendo una técnica llamada el Jīndǒuyún (salto hacia adelante), que cubre 108.000 li ( 54.000 km o  33.554 millas ) en un solo tirón. Finalmente, él podía transformar cada uno de los 84.000 pelos de su cuerpo en objetos inanimados y seres vivos o incluso clones de sí mismo, que luego volvían a su cuerpo como si no los hubiera arrancado. Sun Wukong estaba orgulloso de sus destrezas, y a instancias de los otros discípulos, comenzó a demostrarles sus grandes dones. Su maestro no estaba contento de que Wukong hiciera un circo de sus habilidades, y lo echó fuera de su templo. Antes de que se despidieran, el maestro le ordenó una promesa a Sun Wukong de no decirle nunca a nadie cómo adquirió sus poderes.



Monumento a la Vara Obediente en Weihai, provincia de Shandong, China

En la montaña de las flores y frutas, Sun Wukong se estableció como uno de los demonios más poderosos e influyentes en el mundo. En busca de un arma digna de sí mismo, Sun Wukong viajó por los océanos, donde adquirió el Ruyi Jingu Bang. ( la Vara Obediente )  de oro ( algunas versiones dicen que de hierro ) pero más duro que el diamante. Usado en la construcción de la Vía Láctea, Wukong lo consigue del palacio submarino del Rey Dragón. Cuando no lo está necesitando Wukong lo encoge al tamaño de una aguja y lo guarda dentro de su oreja. Podría cambiar su tamaño, multiplicarse a sí misma y luchar según el capricho de su amo.



Dà-Yǔ

La Vara Obediente fue utilizada originalmente por Dà-Yǔ para medir la profundidad del océano y luego se convirtió en el "Pilar que pacifica los océanos", un tesoro de Ao Guang, el "Rey Dragón de los Mares Orientales". Pesaba 8,1 toneladas. Al acercarse Sun Wukong, la Vara comenzó a brillar, significando que había encontrado a su verdadero maestro. Su versatilidad significó para Sun Wukong que la podría utilizar como el quisiera y mantenerla dentro de su oído como una aguja de coser. Esto produjo miedo a los seres mágicos del mar y llenó el propio mar de confusión, ya que nada excepto el pilar podía controlar el flujo y reflujo de las mareas de los océanos. Además de tomar la Vara Mágica, Wukong también derrotó a los dragones de los cuatro mares en batalla y les obligó a darle una cota de malla hecha de oro, una capa hecha con plumas del Ave Fénix y unas botas para caminar por las nubes



Ante el Emperador de Jade

A su regreso triunfal, demostró la nueva arma a sus seguidores, creciendo su tamaño en proporción a la longitud original de la Vara. El alboroto motivo la atención de otros poderes bestiales que intentaron aliarse con él. Sun Wukong formó una fraternidad con el Demonio Rey Toro, el Demonio Rey Saurio, el Demonio Rey Roc, el Espiritual Rey León, el Espiritual Rey Macaco y el Espiritual Rey Marmoset ( Tití )

Sun Wukong entonces desafió el intento del infierno de atrapar su alma. En lugar de reencarnarse como los demás seres vivos, él tachó su nombre del " Libro de la Vida y la Muerte " y con ello los nombres de todos los otros monos que él conocía. Los Reyes Dragones y los Reyes del Infierno decidieron entonces informar al Emperador de Jade de los cielos




El Emperador de Jade

El Emperador de Jade, en la cultura Popular China, es el gobernante del cielo y todos los reinos de la existencia incluso del hombre y del infierno, según una versión de la mitología taoísta. Es uno de los más importantes dioses del Panteón de la religión tradicional China.

Con la esperanza de que una promoción y un rango entre los dioses le haría más manejable, el Emperador de Jade invitó a Sun Wukong al cielo, donde el mono creyó que recibiría un honroso lugar como uno de los dioses. En cambio, fue nombrado el Protector de los caballos para vigilar los establos, que era el trabajo más bajo en el cielo. Cuando descubrió esto, Sun Wukong se rebeló y se proclamó "el gran Sabio, igual que los cielos" y se alió con algunos de los temibles demonios más poderosos de la tierra. Luego consiguió venganza mediante el establecimiento de los caballos en la Nube Libre.





Emperatriz Xi Wangmu

Fracasó el intento inicial de los cielos en someter el rey mono, y se vieron obligados a reconocer su título; Sin embargo, intentaron volver a meterle como el guardián del jardín celestial. Cuando supo que fue excluido de un banquete real que incluye todos los demás importantes Dioses y Diosas, la indignación de Sun Wukong se convirtió nuevamente en desafio. Después de probar los "Melocotones de la inmortalidad" de la Emperatriz Xi Wangmu...




...probar las "Píldoras de la longevidad" de Laozi ( Lao Tse ) autor del Tao Te Ching  
( escultura al norte de Quanzhou a los pies de la monpaña Qingyuan )




...y el vino real del Emperador de Jade, escapó a su Reino en la preparación de su rebelión. 




Los reyes Celestiales del norte y del sur
( aconsejo clicar sobre la imagen para verla a mayor tamaño )


Los Reyes Celestiales del este y del oeste
( aconsejo clicar sobre la imagen para verla a mayor tamaño )

Sun Wukong peleó más tarde él solo contra 100.000 guerreros celestes del ejército del cielo - cada uno luchaba con el equivalente a una encarnación cósmica, incluyendo todas las 28 constelaciones, después derroto a los Cuatro Reyes Celestiales...




Nezha , a la izquierda

... y a Nezha, hijo de Li Jiang Jun, y al mejor general del cielo, Erlang Shen. Finalmente, mediante el trabajo en equipo de las fuerzas taoístas y budistas, incluyendo los esfuerzos de algunos de los dioses mayores, Sun Wukong fue capturado. 




Trigrama de Laozi ( Lao Tse )


Lao Tse

Tras varios fallidos intentos de ejecución, Sun Wukong fue metido en el crisol de ocho vías Trigrama de Laozi ( Lao Tse - venerable maestro  ) para ser destilado en un elixir por las más sagradas y más grandes llamas del Samadhi. Después de 49 días de cocción, fue habierto el crisol y Sun Wukong saltó, más fuerte que nunca. Ahora tenía la habilidad de reconocer el mal en cualquier forma a través de su huǒyǎn-jīnjīng ( " ojos ardientes - mirada de oro " ), pero contrajo una enfermedad ocular que le ocasionó una debilidad al humo, y procedió a destruir las fuerzas que quedaban en el cielo.






 Buddha en el Sarnath Museum ( Dhammajak Mutra )

Agotados todas sus opciones, el emperador de Jade y las autoridades del cielo apelaron a Buda, quien llegó desde su templo en el oeste. El Buda hizo una apuesta con Sun Wukong de que no podrá escapar de la palma de su mano. Sun Wukong, sabiendo que él podía abarcar 108.000 li en un salto, presumiendo aceptó. Tomó un gran salto y luego voló al fin del mundo en segundos. Nada era visible excepto cinco pilares y Wukong conjeturó que había alcanzado los extremos del cielo. Para demostrar su rastro, marcó los pilares con una frase que ponía "el gran sabio igual al cielo" ( en otras versiones, orinó en el pilar de firmó ). Después, saltó hacia atrás y aterrizó en la palma de Buda. Allí, se sorprendió al encontrar que los cinco «pilares» que había encontrado eran en realidad los cinco dedos de la mano de Buda. Cuando Wukong trató de escapar, el Buda convirtió su mano en una montaña. Antes de que Wukong pudiera encogerse, el Buda lo selló allí con un talismán de papel en el que fue escrito el mantra Om Mani Padme Hum en letras de oro, donde Sun Wukong permaneció encarcelado durante cinco siglos.



 Guanyin ( bodhisattva  Kuan yan ) dinastía Sung, China, c 1025, talla en madera, Academia de Arte de Honolulu

Cinco siglos más tarde, el Bodhisattva Guanyin salió en busca de discípulos que pudieran proteger a un peregrino 
de un viaje a la India para recuperar los sutras budistas.



Xuanzang

Sun Wukong se ofreció a servir a este peregrino, Xuanzang, un monje de la dinastía Tang, a cambio de su libertad después de que la peregrinación fuese completada. Guanyin comprendió que el mono sería difícil de controlar y por lo tanto dio Xuanzang un regalo de Buda: una diadema mágica que, una vez que Sun Wukong fue engañado para ponérsela él mismo, nunca se la pudo quitar. Con un canto especial, la diadema se aprieta y causa un dolor insoportable en la cabeza del mono. Para ser justos, Guanyin también dio a Sun Wukong tres pelos especiales que podrían utilizarse en casos de emergencia extremas. Bajo la supervisión de Xuanzang, Sun Wukong se le permitió viajar a Occidente.





Sun Wukong y Xuanzang



Sun Wukong, Xuanzang, Zhu Bajie y Sha Wujin 

Sun Wukong ayudó fielmente Xuanzang en su viaje a la India. Se les unieron Zhu Bajie ( un cerdo ) y Sha Wujin ( el monje de arena ) ambos se ofrecieron para acompañar al sacerdote y expiar sus crímenes anteriores. Más tarde se reveló que el caballo del sacerdote era en realidad un príncipe dragón, que fue vencido por Sun Wukong y domado por Guanyin. 



Sun Wukong luchó contra un demonio del viento en el épico relato Viaje al Oeste



Zhu Bajie



Sha Wujin 



( aconsejo clicar sobre la imagen para verla a mayor tamaño )

La seguridad de Xuanzang estuvo constantemente bajo la amenaza de los demonios y otros seres sobrenaturales ( algunos de los que creían que la carne de Xuangzang, por ser tan puro, una vez consumida, les traería la longevidad, y otros que no querían que tuviese éxito con su búsqueda para obtener las Escrituras, así como bandidos, por tanto Sun Wukong actuó como su guardaespaldas y utilizó los poderes del cielo para luchar contra estas amenazas. 



Luchando contra la Princesa de Hierro Fan
( aconsejo clicar sobre la imagen para verla a mayor tamaño )



Sun Wukong luchando contra un Demonio Leon

El grupo encontró una serie de 81 tribulaciones, antes de cumplir su misión y regresar con seguridad a China. Allí, a Sun Wukong se le concedió la Budeidad por su servicio y su esfuerzo, junto con Bajie, Wujin y el Príncipe Dragón.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada